miércoles, 21 de diciembre de 2011

Hoy veremos otros cortometrajes...

Veamos otro cortometraje, en esta ocasión...


Sinestesia (16 junio, 2010).
Hay pocas mujeres españolas que sean admiradas por su físico y su personalidad tanto por hombres como por mujeres, y Elena Anaya (Alatriste, Van Helsing, Lucía y el sexo, Sin noticias de Dios) es una de esas pequeñas hadas. Esa dulzura que la caracteriza hacen que los papeles como el de Ana, la chica a la que interpreta en este cortometraje, le vengan como anillo al dedo. Su compañero Manuel está interpretado por Diego Martín (Días de fútbol, Aquí no hay quien viva).

"Ana y Manuel" es un enternecedor primer cortometraje de Manuel Calvo que ha cosechado un buen número de premios, aunque como muchos otros cortometrajes pasan desapercibidos para el gran público. (...) Un cortometraje colorido, alegre, optimista para un momento de periódicos repletos de noticias pesimistas.

Vídeo: "Ana y Manuel". Cuando Ana es abandonada por Manuel, a ella no se le ocurre nada mejor que sustituirle por... un gran perro... con mucho pelo... y una boca enorme...

Un enternecedor cortometraje de Manuel Calvo que ha cosechado un buen número de premios. Está protagonizado por la preciosa Elena Anaya ("Alatriste", "Lucía y el sexo", "Miguel y William", "Entre mujeres", "Lágrimas negras", "Van Helsing", "Hable con ella", "Sin noticias de Dios", "Rencor") y por el carismático Diego Martín ("Días de fútbol", "Aquí no hay quien viva", "Días de cine", "Hermanos y detectives", "Un buen día lo tiene cualquiera", "Los Borgia", "Mataharis").




Y, por último...




Veamos un increíble cortometraje que trata sobre un viejo Cowboy” y su modo tan particular de vida, dirigido por Alberto Blanco, con subtítulos en inglés.

Pero, ¿quién es Alberto Blanco?... según sus propias palabras...

Nací en Barcelona en 1980. En mi adolescencia, influenciado por los westerns que veía una y otra vez junto a mi padre, decidí dedicar mi vida a hacer películas. Gracias a una beca llegué al taller intensivo de guión en la Escuela de Cine de San Antonio de los Baños, Cuba. No aprendí nada de cine, pero dos semanas borracho en La Habana a los 20 años le cambian la vida a cualquiera. Al volver a Barcelona decidí darle un homenaje a mi padre, escribiendo y dirigiendo el cortometraje “Cowboy de mediodía”, un western rodado en 35 mm. Todavía en fase de promoción, ha sido seleccionado en más de treinta festivales y galardonado con 7 premios, uno de ellos en un prestigioso festival en New York. Actualmente trabajo como realizador de videoclips, colaborando con sellos tan respetados como el británico Ninja Tune, y artistas como DJ Vadim, Sólo los solo, Tremendo o La Mala Rodríguez...